Málaga es un destino muy especial para unas vacaciones de invierno, y ahora que viene el puente de diciembre creemos que es un momentazo para recordar que allí no nieva y tan solo suele llover dos o tres días al mes. Además, al encontrarse cerca del mar, las temperaturas nunca son extremas, por lo que puedes planear una gran cantidad de actividades. A continuación, te ofrecemos una lista con tres sugerencias para todos los gustos para que planees tu próxima visita a la Costa del Sol a tu estilo.

Vacaciones en la naturaleza

Si visitas Málaga en invierno, podrás realizar escapadas por el mar en barco y paseos a caballo por la montaña, además de encontrar un gran rango de actividades como senderismo o escalada. El entorno es ciertamente precioso, y tenemos que recomendarte que visites los neveros que se encuentran en Sierra Nevada o el pico de La Maroma si deseas tener las mejores vistas.

Y por si te faltaran actividades, si eres un aficionado al golf, Málaga dispone de una gran cantidad de campos perfectamente cuidados en los que podrás disfrutar de esta actividad.

Vacaciones de bienestar

Si en verano lo habitual sería acercarse a Málaga para disfrutar del mar y la playa, en invierno puedes disfrutar de las aguas termales de Andalucía, muy beneficiosas para la piel y para la salud en general.

La provincia de Málaga cuenta con varios baños termales públicos, como La Hedionda, una terma junto al río Manilva, los baños del Vilo, una poza de origen árabe, en Periana; o Las Majadas de Alcaucín.

También puedes encontrar balnearios históricos como las Termas de Carratraca, un manantial al que se le atribuyen propiedades terapéuticas, o el balneario de Tolox, junto a la Sierra de las Nieves y famoso por contribuir a la mejora de los problemas respiratorios.

Si no deseas alejarte mucho de Málaga ciudad, también hay opciones para ti, por ejemplo, puedes relajarte con baños de vapor turco, como los que encontrarás en el Hammam Open Space o el Hammam Spa Al-Andalus.

Vacaciones urbanas

Vienes a visitar Málaga y quieres disfrutar del invierno en ella como un auténtico malagueño: ¡perfecto!

No puedes dejar pasar esta oportunidad para probar el excelente chocolate con churros andaluz y para comer castañas asadas en un puesto callejero. La gastronomía, como ya hemos comentado alguna vez, es algo muy valorado en la Costa del Sol, y si te alejas de la tradicional ruta costera podrás disfrutar de deliciosos platos de carne, verdura, embutidos artesanales, todo regado con el mejor aceite de oliva.

Además, si vienes para diciembre o para celebrar fin de año, podrás disfrutar del espectáculo de las luces de Navidad y los mercadillos navideños que aparecen en el centro de la ciudad. También aparecen algunas pistas de hielo, como la del pueblo navideño que se presenta todos los años frente al Corte Inglés, o la de la feria infantil del Palacio de Congresos.

¡Esperamos que te hayan gustado nuestras recomendaciones y que te apetezca visitar Málaga incluso más de lo que te apetecía hasta ahora! Y recuerda que la mejor manera de moverte por Málaga provincia es con un coche de alquiler. En Wiber Rent a Car disponemos de una variedad súper amplia de coches de alquiler. ¡Estamos ubicados a 5 minutos del aeropuerto de Málaga!