Uno de los destinos más típicos durante la temporada de invierno son las estaciones de esquí. Miles de personas se dan cita desde diciembre y hasta prácticamente Pascua (en el mejor de los años) en alguna de las 38 estaciones de esquí con las que cuenta España, repartidas entre Aragón, Asturias, Cantabria, Castilla y León, Cataluña, Galicia, Madrid, La Rioja y Andalucía. Esta última tiene como emblema Sierra Nevada, coronada por el pico Veleta a 3.392 metros de altitud.

Sus pistas para todos los niveles, ser la única estación de esquí de Andalucía y su proximidad a grandes ciudades andaluzas como Granada y Málaga, que permite que se pueda hacer una escapada de fin de semana, la convierten en uno de los destinos más frecuentados durante la temporada de invierno. Por eso, desde Wiber os hemos preparado una ruta al volante de tres días para ir de Málaga a Sierra Nevada a disfrutar de un fin de semana de altura.

Nuestra #WiberExperience empezará en el aeropuerto de Málaga, donde alquilaremos nuestro coche Wiber y emprenderemos la marcha hacia Sierra Nevada. Eso sí, haciendo unas paradas en el camino para visitar algunos de los puntos turísticos más importantes de Andalucía. Después de leer esta ruta sólo necesitarás “engañar” a unos cuantos amigos y preparar un pen con tu música favorita.

DE MÁLAGA A SIERRA NEVADA: CÓMO LLEGAR

La distancia que separa Málaga de Sierra Nevada es de 178 quilómetros y se tarda aproximadamente unas dos horas en llegar, por lo que es un trayecto perfecto para una excursión de un solo día, pero nosotros vamos a aprovechar para hacer, de camino, una visita a Granada, una de las ciudades más importantes de Andalucía.

Pero, antes de empezar, os dejamos una curiosidad sobre Sierra Nevada: es la estación de esquí más al sur de Europa y probablemente es la única del mundo en la que, si quieres, puedes ir, en primavera, a esquiar por la mañana y, por la tarde, a tumbarte en una de las preciosas playas de la Costa del Sol. Suena bien, ¿verdad?

Así pues, como ya hemos dicho, arrancamos nuestra ruta en Málaga y nos dirigimos directamente hacia Granada, una ciudad con una amplia y riquísima oferta cultural y una exquisita gastronomía.

DÍA 1: QUÉ VER Y HACER EN GRANADA

Por supuesto y, como es de sobra conocido, esta ciudad andaluza gira entorno a la Alhambra, una maravilla de la humanidad, por lo que su visita es totalmente obligatoria. Otro de los lugares que merece la pena ir es la Casa del Chapiz, una casa morisca a la que se accede desde la Cuesta del Chapiz (número 22), en el barrio del Albaicín (puede parecer una casa privada, pero es la Escuela de Estudios Árabes de Granada y uno de los lugares más espectaculares de la ciudad).

Otra de las visitas imprescindibles es al mirador de San Nicolás, uno de los platos fuertes de la ciudad y el lugar desde el que disfrutar de unas maravillosas vistas a la Alhambra y a Sierra Nevada (nuestro próximo destino). Lo mejor es disfrutarlo una hora antes del atardecer y disfrutar allí de una preciosa puesta de sol (¡prometemos que no borraréis nunca esa imagen de vuestra cabeza!).

Por supuesto, todo el barrio del Albaicín es otro de los mejores lugares que ver en Granada, es más que un barrio, es un pueblecito blanco dentro de la ciudad y es uno de los paseos más bonitos que hacer en Granada. Una de las mejores formar de recorrer este barrio es empezar en la Plaza Nueva y dirigirse en dirección al famoso Paseo de los tristes, junto al río Darro. Una vez allí, ¡piérdete por los callejones y disfruta!

Para cargar las pilas y relajarse antes de ir a descansar en una visita al hammam Al-Andalus, unos baños árabes en los pies de la Alhambra que te trasportarán directamente a la época musulmana de la ciudad ya que son auténticos (se construyeron sobre las ruinas del antiguo hammam) al ser los primeros baños árabes de Europa reabiertos tras su cierre en el siglo XVI. Y, para cerrar el día, no puede faltar una ruta de tapeo por el centro y tomar el té en la calle de las teterías.

DÍA 2: ESQUIAR EN SIERRA NEVADA

En nuestro segundo día de ruta toca madrugar para completar los escasos 40 kilómetros que separan Granada de Sierra Nevada y aprovechar el día esquiando. Subir a Sierra Nevada en coche es muy sencillo ya que la carretera es muy accesible y está en muy buenas condiciones. Eso sí, antes de empezar la ruta asegúrate de revisar primero su estado y de contar con los accesorios necesarios de prevención como,por ejemplo, cadenas para la nieve.Una vez allí, solo te queda disfrutar de la nieve ya que una de las cosas buenas de Sierra Nevada es que hay pistas para todos los niveles.

En nuestro segundo día de ruta nos toca madrugar para completar los escasos 40 quilómetros que separan Granada de Sierra Nevada y aprovechar el día esquiando. Subir a Sierra Nevada en coche es muy sencillo ya que el camino es muy accesible y, una vez allí, hay pistas para todos los niveles.

Si tu nivel es de principiante, lo mejor es que pases el día en Borreguiles (pistas verdes); si ya cuentas con un nivel intermedio, aprovecha la estación Stadium o Loma Dilar, pistas con mejor nieve y menos transitadas. Por último, si tu nivel es avanzado, te recomendamos las pistas de La Laguna y el Veleta. En definitiva, cuando vayas a esquiar a Sierra Nevada (o a cualquier otra estación de esquí), lo más importante es que te muevas por las pistas adecuadas a tu nivel, ya que lo pasarás mejor y disfrutarás más.

DÍA 3: VUELTA A MÁLAGA POR LA COSTA DEL SOL

Como podrás ver en el mapa de abajo, para ir desde Málaga a Sierra Nevada (con parada en Granada), hemos ido por el interior de la provincia, pero para volver a nuestro punto de inicio vamos a optar por recorrer parte de la Costa del Sol.

En nuestra vuelta a Málaga pasaremos por pequeñas localidades que bien merecen una visita como, por ejemplo, Nerja o Frigiliana, dos pueblecitos malagueños que te impresionarán y enamorarán. Una vez en la capital, si tienes tiempo, te recomendamos una visita por alguno de los must malagueños como la calle Larios, la Plaza de la Constitución o la Alcazaba. Y si tienes más tiempo, no te pierdas nuestra guía de qué ver en Málaga en tres días: los imprescindibles.

Vive un fin de semana de aventura, diferente y visitando dos de las ciudades más bonitas de Andalucía. Que nada te impida disfrutar de una escapada de altura desde Málaga a Sierra Nevada.